NOSOTROS

Erase una

Mi hijo cumplió dos años y llevaba el mismo tiempo sin trabajo; era cada vez más necesario generar un ingreso, al mismo tiempo que me ocupaba de su crianza.

Mi familia y la de mi esposo viven en ciudades y climas diferentes a la nuestra, y las pocas oportunidades al año que teníamos para verlos, debíamos comprar ropita para nuestro hijo; ropa que iba usar tal vez tres veces en una semana y no volvería usar ya que crece muy rápido; entonces un día le pedí  a una amiga que tenía un hijo un año mayor que el mío, que por favor me prestara algunas prendas y resulta que estaban como nuevas, entonces pensé: “Deben haber muchas mamás en mi misma condición y que también estén dispuestas a intercambiar la ropa u obtenerla en excelentes condiciones sin importar que esté usada”.

Los padres al año invertimos una cantidad importante de dinero en el vestuario de nuestros hijos y está bien regalar la ropa acumulada que ya no se usa, pero sería maravilloso poder recuperar algo del dinero invertido y espacio en el armario, e invertir en prendas que estén en perfectas condiciones que me garantice higiene y calidad. Todas las mamás dedicamos especial atención al aseo y cuidado de la ropa de nuestros bebés, así que ¿por qué no?

Así nació El Escaparate de Mamá. En 2016 inauguramos nuestra tienda online de compra y venta de usada para niños.  

La empresa

Somos una empresa Colombiana dedicada a la compra y venta por internet de ropa usada de niños desde talla cero (0) hasta 7 (7T). Estamos conscientes del rápido crecimiento de los niños. Nuestro objetivo es darle a las personas la posibilidad de comprar prendas de marcas reconocidas por sus lindos diseños y excelente calidad a un precio muy favorable, y que tengan oportunidad de recuperar algo del dinero invertido en el armario de sus hijos. Adicional a esto, buscamos también crear conciencia del impacto positivo al ambiente que se genera al comprar ropa usada. 

Procedencia de las prendas

El origen de todos los artículos es única y exclusivamente de padres que quieren venderlos en El Escaparate de Mamá, para recuperar algo del dinero invertido y espacio en el armario, en lugar de regalarlos todos.  Hay prendas que se quedaron nuevas y con etiqueta sin estrenar, otras que se usaron muy pocas veces por el rápido crecimiento de los niños o pocos días en vacaciones, también porque para una ocasión especial usaron una vez un hermoso y costoso vestido o el disfraz para halloween, entre otras muchas razones.

No las compramos al por mayor en China, Estados Unidos o en los saldos de otros almacenes. Hay prendas de marcas extranjeras poco reconocidas en nuestro país, porque algunas familias tienen la posibilidad de adquirirlas por internet desde otros países, en viajes hechos al exterior o regalos que amigos y familiares les hacen.

Por un mejor planeta

Las telas son la principal materia prima para la fabricación de las prendas de vestir. Para la producción convencional de cualquier tipo de textiles, es necesario utilizar fibras naturales y sintéticas, diversos agentes químicos y una gran cantidad de agua por no mencionar otros recursos naturales no renovables. Siendo el agua uno de los recursos más usados también es el recurso que recibe la mayor contaminación.

¿Cuantos kilos de ropa sacamos del armario de los niños al año? Cada vez que compramos una prenda usada, estamos usando un producto que todavía tiene vida útil y para otra persona ya no; de esta forma estamos siendo  más responsables con otros seres humanos y con nuestro planeta.